14 de enero de 2014

Silent Hill


El pasado Domingo 12 de Enero nos juntamos dos Tréboles y un Singasolina para adentrarnos en lo desconocido. Buscábamos una ruta exploratoria que subiese a las antenas de Montánchez y bordease las montañas creando un track circular. En vez de eso nos encontraríamos una película de miedo.

Nada más salir de Montánchez (pueblo) subida al castillo para calentar las piernas. Disfrutamos de sus vistas (limitadas hoy por la niebla),  de su arquitectura y... de sus amplios espacios en los que Caballito hizo aguas menores (como no).


Bajamos y nos dirigimos a las antenas de televisión. Subida divertida llena de senderos y pistas con buen agarre. El paisaje arriba es similar al de una escenografía de película de terror. No se divisa nada en el horizonte y la niebla se puede cortar con un cuchillo. Extrañamente aún habiendo mucha humedad, tenemos calor.



Tras "intentar" hacernos una foto en la que la antena no se esconda, nos disponemos a bajar siguiendo un "aparentemente" bonito track que nuestro amigo Caballito se había descargado "a bocajarro" mientras bajábamos las bicis del coche (así nos fue).


Senderos traicioneros (pero eso si... PRECIOSOS), invadidos por vegetación, musgos, setas y enormes cantos hacen sonreír a los más descerebrados y "caldean" a los menos técnicos.

Este quiere recuperar su fama


Todo es diversión y fotos mientras bajamos por la ladera de la montaña haciendo zigzag, hasta que de repente el sendero (más bien senderista), se extingue y nos vemos en medio de la nada, perdidos y sin referencias visibles.



Lo pasamos un poco mal durante unas horas (seamos sinceros), ni caminos, ni carreteras, niebla,... y lo peor de todo ¡EL RELOJ EN NUESTRA CONTRA!



Cansados tras una gran paliza "escalando" la sierra peña p'arriba y peña p'abajo con la bici a cuestas, por fin salimos a una pequeña finca privada y de ahí a la carretera. ¡Menuda paliza!



Decidimos subir por carretera a la población. Unos quince kilómetros con una pendiente del 10% sin pausa para rematar la faena.





No. No conseguimos nuestro propósito, pero... ¿quién puede decirnos ahora que no hemos practicado nunca el CICLOCROSS?





Perdidos



2 comentarios:

  1. QUE GUAPADA TIOS Y MI NUESTRA SUNN RULA COMO NUEVA LOBO NO TENIA QUE HABERLA VENIDO JO

    ResponderEliminar